Las diez instrucciones de vida con que nacemos y luego olvidamos

*Desde el nacimiento hasta la muerte, tu cuerpo emitirá señales de bienestar o malestar continuamente, atiéndelas, siéntelas para gozar de salud y seguir creciendo.

*Cuando ya no seas niñ@, podrás elegir con quien vivir. Nunca mantengas relaciones con personas que te traten mal.

*Cuando ya no seas niñ@, podrás decidir en qué lugar te quedas y de que lugar te vas. Nunca te quedes donde te hacen daño.

*Cuando ya no seas niñ@, no necesitarás que te atiendan, te protejan y te cuiden constantemente. No te hagas dependiente de nadie, da y recibe proporcionalmente.

*Tienes derecho a decir que “no” y tienes derecho a no complacer a todo el mundo.

*Tienes permiso para atender tus necesidades antes que a las de los demás.

*Todos tenemos nuestro sitio en este mundo.

*Todos nacemos igual de dignos y valiosos.

*Todos tenemos derecho a desarrollarnos y evolucionar plenamente.

*Has venido a este mundo a ser lo que eres, a desarrollar tu propia misión, a vivir en abundancia y a ser útil al resto de la humanidad.

 

Carmen Guerrero
Plano sin Fin

Registros Akásicos - Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Copyright © 2015 Pablo Benítez